¿Quién puede presentar una queja?

Puede presentar una queja cualquier persona física o jurídica, vecina de Barcelona o que esté de paso por la ciudad, y haya tenido un problema con los servicios municipales, con independencia de su nacionalidad, edad y situación legal.

La queja se puede presentar cuando se considera que la administración municipal impide o dificulta el ejercicio legítimo de los derechos constitucionales.

La síndica de greuges también supervisa si los órganos y los servicios del Ayuntamiento han actuado correctamente o bien si han cometido algún error o arbitrariedad.

Los asuntos en que puede intervenir la síndica de greuges son casi todos los que afectan a la vida diaria de los ciudadanos y ciudadanas y que tienen que ver con los servicios municipales: seguridad ciudadana, transportes, limpieza, paisaje urbano, servicios sociales, vivienda, escolarización, prestaciones de la Ley de dependencia, salud ambiental, Guardia Urbana, cementerios, licencias de actividad económica, tributos, civismo, participación, inmigración, ocio y ocio, asignación equitativa de recursos, urbanismo, etc.

Se puede presentar una queja después de haber reclamado en el órgano o servicio implicado y no haber obtenido respuesta o solución. También, cuando se considere que la respuesta no tiene una motivación suficiente o bien que se ha cometido un error o arbitrariedad en la aplicación de las normas legales.

La actuación de la síndica siempre es confidencial. Los datos que presenta una persona cuando formula una queja, son reservados, menos en los casos en que haya una renuncia expresa por parte del reclamante.